Consejos para cuidar los pies en invierno

podólogos en Madrid

Consejos para cuidar los pies en invierno

Como te puedes imaginar, el invierno y el frío afectan a nuestro organismo en general y a nuestros pies en particular. ¿Cómo cuidar de ellos para evitar problemas? Lo vemos en las siguientes líneas resumido en una serie de consejos que, como podólogos en Madrid, recomendamos tener muy en cuenta durante los próximos meses.

Entre otras cosas, las bajas temperaturas de algunos puntos de nuestro país pueden provocar dermatitis, eccemas, sabañones y, en los casos más serios, incluso la congelación de los miembros inferiores. Los grupos con mayor riesgo son, como suele pasar en estos casos, los ancianos, los niños y las personas que hacen deporte al aire libre. Para prevenir estas patologías queremos compartir con los lectores del blog de Ortopedia Plaza una serie de recomendaciones a seguir:

– Utilizar calcetines de fibras naturales, lana por ejemplo, que nos calienten los pies pero sin oprimir o dificultar la circulación de la sangre.

– Usar calzado que permita al pie transpirar para que no se humedezca y para que no aumente la sensación de frío en la zona.

– Evitar las fuentes de calor directas. Por ejemplo, evita acercar los pies a una estufa o a una bolsa caliente porque incrementarás las posibilidades de que aparezcan sabañones.

– Utilizar cremas específicas para proteger la piel del frío, reparar las grietas y equilibrar la estructura de la epidermis.

Además de lo anterior, si practicas deportes de invierno utiliza siempre calcetines específicos para prevenir rozaduras y ampollas y mantener los pies secos a una temperatura adecuada. Si tienes problemas de circulación, darte baños de pies alternando intervalos de agua fría y agua tibia. Sobre todo después de realizar deportes como esquí, snowboard o senderismo.

Ahora que se acercan las fiestas, si quieres usar tacón procura que no sea demasiado pronunciado ni llevarlo demasiadas horas seguidas. Es aconsejable además mantener la circulación activa evitando estar mucho tiempo parados.

Es preferible por otro lado llevar calzado con suela antideslizante porque el suelo húmedo puede provocar caídas o torceduras. Por último, insistimos en que la prevención es esencial para evitar patologías en los pies. Por eso, si notas cualquier alteración en la piel, como amoratamiento o algún tipo de dolor, visita al podólogo cuanto antes.

Compartir esta entrada

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *