Asientos De Ducha

Cuando tenemos que elegir una silla de ducha  hay que tener en cuenta varios factores:

Por un lado el tamaño del plato, ya que si es pequeño habrá que escoger un modelo que sea circular o de dimensiones reducidas (los hay desde 34 cm de diámetro en total).

Si teníamos una ducha y la hemos convertido en bañera entonces podemos escoger una amplia gama de sillas y taburetes de ducha:

Hay taburetes con asideros en los laterales para dar seguridad al paciente, los hay con apertura en la parte delantera para facilitar la higiene íntima, los hay incluso con apertura central para poder usarse también en el inodoro.

Se pueden escoger con o sin brazos y en todos los casos son regulables en altura.

También tenemos la opción de colocar un asiento de ducha abatible para que no ocupe espacio en el cuarto de baño.

En casos en los cuales el usuario tiene una gran dependencia podemos decantarnos por una silla de ducha y wc con ruedas, lo que nos facilita transportar al paciente desde la misma cama hasta el inodoro y después ducharle sin levantarle en ningún momento de la silla.

Las sillas de ducha le dan a nuestros mayores una total seguridad y confort en el aseo personal.

Pregúntenos y le asesoraremos sobre la mejor opción en su caso.

 

913 65 38 36