6 tipos de andadores para adultos y cuál elegir

6 tipos de andadores para adultos y cuál elegir

Los andadores son una de las mejores soluciones para personas mayores que tienen problemas de movilidad y quieren volver a sentir autonomía y seguridad a la hora de caminar. Pero elegir un andador no es una tarea sencilla. ¿Cómo escoger la mejor opción entre los diferentes tipos de andadores para adultos que hay? En Ortopedia Plaza te contamos cuáles son las diferencias entre unos y otros, y te lo ponemos un poco más fácil. 

 

Tipos de andadores para adultos 

  1. Andadores con patas sin ruedas: este tipo de andadores son los más adecuados para personas que todavía tienen cierto equilibrio y pueden mantenerse de pie. Están pensados para utilizarse dentro de casa. Son regulables en altura y muy estables.
  2. Andadores con dos ruedas: estos modelos cuentan con dos ruedas delanteras y dos apoyos fijos traseros, lo que permite que sea más sencillo controlar el andador. Son la opción perfecta para personas mayores o adultos que van a utilizarlo en el interior de la vivienda y necesitan cierta libertad de movimientos. Normalmente se pliegan para facilitar su transporte y almacenaje.
  3. Andadores con tres ruedas: son un modelo muy práctico para ancianos, ya que ofrecen una mayor estabilidad tanto en interior como en exterior. Además, son la mejor opción para maniobrar en espacios reducidos y tienen un diseño original y práctico para colocar una bolsa o cesta donde llevar las pertenencias. Sin embargo, al llevar una sola rueda en la parte delantera son algo menos estables que los de cuatro ruedas.
  4. Andadores con cuatro ruedas: son recomendables para desplazarse por terrenos irregulares, por lo que su uso es recomendado tanto para espacios interiores como exteriores. Tienen  la ventaja de ofrecer una mayor libertad al usuario, ya que el empuje se realiza de una forma más sencilla. 
  5. Andadores con apoyo en antebrazos o axilares: son idóneos para pacientes con inestabilidades severas, para aquellos que no pueden sujetarse con las manos y necesitan de un apoyo. El usuario se apoya en su totalidad en el mismo para poder caminar. Debido a sus dimensiones se utiliza, normalmente, en centros de rehabilitación, hospitales y residencias. 
  6. Andadores bariátricos: están pensados para personas que tienen sobrepeso. Difieren de los normales en su resistencia, algunos soportan hasta 295 kilos. 

 

Con el paso de los años caminar puede convertirse en una tarea cada vez más complicada de desarrollar. Si es tu caso o el de uno de tus familiares, ahora que ya sabes los tipos de andadores para adultos que hay, elegir uno será más sencillo. Los andadores dan una seguridad y estabilidad que los mayores agradecen a la hora de desplazarse. ¿Quieres más información? Contacta con nosotros y el equipo de profesionales de Ortopedia Plaza te asesorará sobre cualquier posible duda. Hazte con uno de nuestros andadores y mejora tu libertad y autonomía

 

Compartir esta entrada

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *